En el Byker Wall, Erskine afronta el problema de la manera habitual. El hecho de ser la mayor obra realizada en su país, y el deseo de participación popular en el diseño, le induce a abrir una nueva oficina en Newcastle. Tal postura es claramente opuesta a la de Le Corbusier que pretende realizar el plan Chandigar desde su estudio de Paris, este simple dato nos muestra claramente la distinta concepción de la arquitectura y de que modo se tienen en cuenta los factores ambientales por arte de ambos arquitectos.

Byker Wall Erskine

Del estudio de las condiciones atmosféricas de la zona, deduce que se presentan constante parecidas a las de Svappavaara, lo que hace que llegue a esquemas bastante parecidos. La diferencia fundamental entre ambos conjuntos es que en Suecia el edificio-muralla cumplia funciones térmicas de protección contra los vientos fríos del norte, además de cortar en verano los rayos horizontales del sol de medianoche. Mientras que en Byker Wall se utiliza dicho elemento como protección acústica y visual de la autopista que rodea la zona, debido a ello el gran edificio-muralla ofrece dos caras completamente diferenciadas; una hacia el exterior, que además coincide con el Norte, en la que se ha ubicado armarios, cocinas, aseos con diminutas aperturas hacia el exterior. La otra cara, hacia el interior, donde están la mayoría de las estancias y a la que se ha sado un carácter asombrosamente abierto y variado si tenemos en cuenta las dimensiones del edifico.

Planta Byker Wall Erskine

La forma curva del edificio-muralla, que aminora la sensación de hallarnos ante un gran bloque continuo, no es nueva en la obra de Erskine, aparece por primera vez en la fábrica de Fors, una de sus primeras obras, en todas las obras en que ha empleado la forma curva podemos observar que dicha forma se adapta a necesidades funcionales, a pesar de que tiene un gran contenido estético no es este el único fin que perseguía el autor.

Byker Wall Erskine

La utilización de diversos materiales y colores, no obedece sólo a una experiencia plástica, sino también a una necesidad de individualización y diferenciación de distintos sectores a los que da un carácter individualizado, en contra del carácter universalista de las propuestas del movimiento moderno. Dicha individualización de las partes de un edifico refleja unos deseos populares que han materializado, gracias a la participación en el diseño, de formas muy similares en contextos tan distintos como Suecia e Inglaterra.

El conjunto de Byker Wall fue encargado a Erskine en 1964, tras haber ganado el primer premio en el proyecto de Killingworth, Newcastle, que si bien no fue terminado y sufrió continuas des virtualizaciones en su realización, se puede considerar una muestra de su capacidad. La zona del Byker Wall  estaba ocupada por viejas viviendas de ladrillo construidas en la segunda mitad del siglo XIX, que se conservan en muy mal estado. La industria del sector esta sufriendo una remodelación, de industria pesada a otra mas ligera, por ello se intentan sustituir las viviendas grises y oscuras por otras mas alegres que aporten una nueva nota de vida al barrio.

El conjunto de sus anteriores obras y la experiencia de Erskine en el tema de la vivienda popular debió influir en su designación. En la actualidad aparte del conjunto esta acabado y habilitado pese a algunos problemas técnicos, en especial la entrada de agua en las plantas bajas, los actuales habitantes, muy variados y con gran cantidad de pensionistas están muy complacidos con sus actuales viviendas, y sobre tofo con el carácter que tiene el barrio del cual se sienten participantes y protagonistas.

byker-wall-erskine2

El conjunto ocupa una superficie de 80 Ha y aloja a unas 8000 personas. El proyecto ha sido  realizado atendiéndose a las normas económicas que impone el “coste Yarstick”, sistema oficial de subvención que toma como base el numero de camas por viviendas, asignando para cada una de ellas una cantidad, en la deben quedar incluidos todas las repercusiones de los gastos generales del conjunto. Para facilitar y acelerar la construcción del Bloque-muralla, se hicieron ladrillos especiales de 20x9x6,5cm, de seis colores distintos.

Posted by:xarquitectos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *